Frutas exóticas y frutas tropicales raras

0

El mango y el aguacate destacan entre las frutas exóticas porque son eróticas.

¿Sabías que el kiwi es una de las frutas sin la letra a que más miente?

Las frutas exóticas son uno de los mejores alimentos que se pueden comer al viajar. En América y Asia hay muchas frutas tropicales raras, poco conocidas o demasiado caras en Europa. Pero en el viejo continente también podemos encontrar frutas exóticas, como los albaricoques o los frutos del bosque, muy típicos de los países nórdicos.

Hemos preparado una selección de las frutas exóticas y de las frutas tropicales raras más curiosas para que cuando vuelvas a comerlas puedas compartir alguna anécdota divertida.

Aguacate, una de las frutas que empiezan por a de afrodisiaco.

El aguacate es una de las frutas que empiezan por a en casi cualquier idioma. Por ejemplo, en azteca se denominaba “ahuacatl”. De ella deriva la que hoy utilizamos para referirnos a una de las frutas exóticas más estimulantes. ¿Por qué? Porque el aguacate, además de una de las frutas que empiezan por a más sabrosas es conocida –igual que el mango- por sus connotaciones eróticas. Y esa fama viene de antiguo porque parece que cuando el aguacate llegó a España, los religiosos lo prohibieron porque decían que incitaba al pecado.

Hoy, el aguacate es una de las frutas exóticas menos recomendadas en una dieta para perder peso por su concentración de grasas monoinsaturadas aunque también es cierto es que una de las frutas tropicales raras con más antioxidantes y minerales, ¡hasta 17! En Baja California (México) combinan el aguacate con gigantescas langostas, enrolladas en la típica tortilla de maíz. ¡ImaginA que taco tan sabroso puedes hacer con la primera de nuestras frutas que empiezan por a!

Pero hay otro lugar famoso por sus aguacates: Málaga. Allí se cultivan el 65% de los aguacates de Europa. “El aguacate de Málaga es referencia en España pero también en Europa”, asegura Nono Toré, fundador de la empresa Exotic Fruit Box, que envía cajas de frutas tropicales y de frutas exóticas cultivadas en La Axarquía a cualquier ciudad del continente.

Albaricoques, de las frutas que empiezan por a en el Jardín del Edén

Entre las frutas exóticas más curiosas está el albaricoque, una de las frutas que empiezan por a con más leyendas. Por ejemplo, ¿sabías que en España tenemos algunos de los mejores, en las localidades abulenses de Navaluenga y Burgohondo o en la aragonesa de Calanda?

Pero si quieres viajar en buscar de la segunda de nuestras frutas exóticas y de las frutas que empieza por a, tendrás que ir hasta Armenia la batalladora, siempre entre la leyenda y la realidad. Las leyendas dicen que fueron los romanos los que introdujeron el albaricoque en Armenia, casi con toda probabilidad desde la cercana Siria.

¿Y por qué decimos que los albaricoques son las frutas que empiezan por a en el Jardín del Edén? Porque otra de las leyendas de Armenia dice que aquí estuvo ese Jardín.

Cereza, de las frutas que empiezan por C más optimistas 

Quizá no consideres que la cereza pertenece a la clasificación de frutas exóticas pero nosotros la hemos incluido en esta selección de frutas tropicales raras por su buen rollo. Porque, ¿sabías que la cereza –la primera de las frutas que empiezan por C de esta selección de frutas exóticas y frutas tropicales raras– es la fruta del optimismo?

No sabemos si esta fama de fruta del optimismo se debe a su forma de corazón o a sus propiedades rejuvenecedoras; quizá sea una mezcla de ambas.

Lo que sí sabemos es que si quieres comer algunas de las mejores cerezas del mundo tienes que visitar el Valle del Jerte, en Extremadura. ¡Aunque también dicen que en la región francesa de Nevers son expertos en esta fruta!

¿Tendrán los mismo efectos los licores que preparan en Prada a Tope y en Palacio d Canedo de El Bierzo, en León? No lo sabemos pero si te gustan las frutas que empiezan por C, y en concreto las cerezas, no dudes en preparar una escapada para comprobarlo.

Las frutas del bosque también son frutas interesantes por su concentración de vitamina C

Las frutas del bosque también son frutas interesantes por su concentración de vitamina C. Fotografías de Pixabay.

Frutas nórdicas, también en crema 

Las grosellas, las frambuesas, los arándanos y demás frutos del bosque son las frutas exóticas de los países nórdicos, donde los congelan para poder disfrutarlos todo el año. El verano es la mejor época para comer estas frutas frescas, ya sea como postre o tentempié o como guarnición de otros platos típicos, como la carne de reno o de alce, lo cual nos recuerda que hay que abolir el tópico de que la gastronomía nórdica no es sana o creativa. Si no, mira esta selección de restaurantes de Copenhague.

Otra curiosidad de estas frutas exóticas es que puedes encontrarlas en cremas, dado que su alto contenido en vitamina C las hace ideales para el cuidado de la dermis. De hecho, un buen recuerdo de Finlandia y de los lugares de interés que puedes visitar en tu viaje a la Laponia finlandesa son los cosméticos de la marca Lumene.

 Kiwi, de las frutas sin a más mentirosas

Piensa en frutas sin la letra a… ¿Cuántas se te ocurren? El kiwi es, quizá, la más recurrente. Pero, ¿sabías que, además de ser una de las frutas sin la letra a es también una de las frutas exóticas más mentirosas?

Y es que el kiwi ni es de Nueva Zelanda ni se refiere sólo a una fruta. El kiwi es una fruta china, que se introdujo en Nueva Zelanda, donde proliferó hasta el punto de que hoy todos creemos que se trata de una de las frutas exóticas de Aotearoa, la Tierra de la nube blanca, como llaman a su país los maoríes.

Además, la palabra sirve para referirse –de manera cariñosa- a los neozelandeses y a otro de sus símbolos, un pájaro endémico de esas islas, que no vuela y que tiene un pico muy largo para escarbar en la tierra. Dicen que el pájaro hace un ruido parecido al sonido de la palabra “ki-wi”, aunque la verdad es que es muy difícil acreditarlo.

¿Qué te han parecido todas estas curiosidades de una de las frutas exóticas más populares que es, además, una de las frutas sin a más sanas?

Mango, de las frutas exóticas que caen por su propio peso

Si te gustan las frutas exóticas, el mango seguro que figurar entre tus preferidas. Dicen que es originaria de la India, aunque también es fácil de encontrar en Centroamérica. También es una de las frutas exóticas más históricas porque dicen que incluso cautivó a los dioses del panteón hinduista. Hoy en día, en muchos países es fácil verlos caer de los árboles sin que nadie se preocupe por ellos. ¡Con lo caro que llega a ser en países como España!

El mango es una de las frutas exóticas más asociadas con la magia y la sensualidad pero además se puede clasificar entre las frutas exóticas más sanas y seguras de comer gracias a su cáscara, que lo protege de contaminaciones accidentales.


Frutipán, también entre las frutas tropicales raras

No podíamos terminar este repaso a las frutas exóticas y frutas tropicales raras sin hablan de la fruta del pan o frutipán. Se trata de una de las frutas más nutritivas del mundo, ¡hasta los europeos se dieron cuenta de sus propiedades y cargaban con ella sus barcos para regresar a casa!

La última de nuestras frutas exóticas es asiática, aunque su cultivo pronto se extendió por Oceanía, Polinesia y otros territorios del Pacífico y del Índico. El frutipán destaca entre las frutas exóticas porque ayuda a combatir el escorbuto y porque su corteza, sus hojas y sus semillas también se pueden aprovechar.