Por qué visitar Las Huelgas de Burgos, primer monasterio cisterciense femenino de España

0

Santa María de Las Huelgas es uno de los lugares que ver en Burgos en un día

Alfonso VIII, el de las Navas, y su esposa, Leonor Plantagenet fundaron este monasterio femenino pionero en la Castilla del siglo XII.

En Burgos no sólo hay que ver la Catedral de Burgos, donde está enterrado el Cid, o el Museo de la Evolución. Si estás pensando visitar esta importante ciudad del Camino de Santiago, no te pierdas tampoco el Monasterio de Santa María de Las Huelgas, una de las construcciones medievales más importantes de España. Tan es así que forma parte de los Reales Sitios de Patrimonio Nacional.

¿Quiénes fundaron el Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos?

Alfonso VIII –líder de la coalición cristiana que ganó la Batalla de Las Navas de Tolosa contra los almohades en 1212 – y Leonor de Plantagenet ordenador construir el Monasterio de Las Huelgas. Cada uno tenía una intención: el rey deseaba construir un panteón real para él y sus descendientes, y la reina, fundar un cenobio femenino poderoso y lo más independiente posible.

Ambos monarcas lograron sus objetivos porque Alfonso VIII, la reina Leonor y sus descendientes directos fueron sepultados en el Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos y el poderío y la independencia de sus monjas y abadesas se tradujo en su independencia económica, política y jurídica: sólo estaban sujetas a la autoridad papal, y no a una obispal como era habitual; poseyeron muchos pueblos, tierras y molinos y gozaron de su propio Fuero, que permitía que las abadesas de Las Huelgas nombraran alcaldes y a otras abadesas, además de dar licencias sacerdotales.

Las abadesas del Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos

En Las Huelgas han profesado hábitos damas importantes de la nobleza, muchas de las cuales han alcanzado el puesto de abadesa, cargo vitalicio hasta el siglo XVII. Actualmente, las abadesas del Monasterio de Santa María de Las huelgas de Burgos son elegidas por un periodo de seis años que pueden renovar.

Entre las abadesas más importantes de Las Huelgas destaca Doña María Ana de Austria, cuyo retrato de cuerpo entero preside la Sala Capitular del Monasterio.

Los símbolos del poder de las abadesas de Las Huelgas de Burgos fueron un tocado especial, parecido a una mitra, y un báculo.

El caso de las abadesas de Santa María de Las Huelgas pone de manifiesto que las mujeres no eran un cero a la izquierda en la Edad Media.

Importancia del Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos

El Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos tuvo tanta importancia en la Edad Media que se convirtió en el lugar elegido para que los reyes fueran nombrados caballeros y, además, coronados. No hay que olvidar su relación con las damas de la nobleza y su consideración de uno de los Panteones Reales más importantes de España, entre los que también se incluye el Panteón Real de la Colegiata de San Isidoro de León, popularmente conocido como “La Capilla Sixtina del Románico”.

Qué ver en el Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos

Si visitas el Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos no puedes perderte:

  • El Claustro de los Caballeros, donde destacan los sepulcros de varios muertos en la Batalla de las Navas de Tolosa, hito de la Ruta de Castillos y Batallas de Jaén.
  • La iglesia de Las Huelgas, que se distingue de las iglesias de otros monasterios femeninos porque tiene tres naves y no una, como era habitual.

Además, las bóvedas angevinas indican que, probablemente, Leonor de Plantagenet ordenó la participación de un maestro francés que diera algunos toques al estilo que a ella tanto le gustaba y que le recordaban a su tierra natal.

El Claustro de Las Huelgas de Burgos es popularmente conocido como Las Claustrillas

El Claustro de Las Huelgas de Burgos es popularmente conocido como Las Claustrillas

El Monasterio de Santa María Real de Las Huelgas es el primer monasterio cisterciense femenino del medievo castellano

En la iglesia de Las Huelgas de Burgos también podrás ver los sepulcros reales de reyes, príncipes e infantas, entre los que destacan el de Alfonso VIII –con un enorme castillo al frente- y el de la Reina Leonor, señalado con los tres leones de la Casa Plantagenet.

  • La Capilla de Santiago, en el huerto de Las Huelgas de Burgos, es de estilo mudéjar y resulta muy interesante, además de por su decoración, por la figura articulada de Santiago que se utilizaba para ordenar caballeros a los reyes.

La razón por la que se usaba esta figura articulada radica en que un aspirante debía ser investido por alguien de rango superior pero, en el caso de los monarcas, esa figura no existía, dado que ellos eran la máxima autoridad. Sólo cabía entonces que el rey fuera nombrado caballero por el Apóstol Santiago, que pasó a llamarse “del Espaldarazo”, y cuyo brazo subía y bajada mediante un sistema de poleas accionado, eso sí, por la mano de algún caballero de la Corte.

Dicen que de la tradicional noche en vela que pasaban los aspirantes a caballero –que vestían un sencillo hábito níveo- surgió la expresión popular de “pasar la noche en blanco”.

  • En la Sala Capitular del Monasterio de Las Huelgas, cuya puerta de acceso tiene unos curiosos capiteles sin labrar, destacan los tapices, el retrato de Doña María Ana de Austria y el azul cobalto de las vidrieras porque es un color que, a día de hoy, nadie ha sabido reproducir exactamente.
  • Las Claustrillas es como se conoce al claustro del Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos, un lugar de recogimiento e introspección que destaca por su estilo Románico y su silencio.
  • El Museo de Ricas Telas que se visita al final del recorrido por el interior del Monasterio de Las Huelgas es único en el mundo. Allí se exponen ropas y textiles medievales milagrosamente recuperados de los sepulcros reales de Las Huelgas tras los expolios padecidos durante la Invasión napoleónica y las investigaciones posteriores.

En el Museo de Ricas Telas de Las Huelgas de Burgos hay dos vitrinas que merecen una atención especial: la que exhibe el ajuar de boda de Berenguela de Castilla –madre de Fernando III el Santo- y en la que se conserva el llamado ‘Pendón de Las Navas’. Tradicionalmente ha sido catalogado como parte de la tienda del califa almohade an-Nasir y, por tanto, como un botín de guerra que resumía el triunfo de la Cristiandad sobre el Islam en la Península, aunque algunos estudios señalan que se trata de una bandera nazarí, cien años posterior a la Batalla de Las Navas de Tolosa.

Cómo visitar el Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos

La visita al Monasterio de Las Huelgas de Burgos se hace en grupos limitados y de manera guiada por las reducidas dimensiones de sus salas y por el hecho de que sigue siendo un monasterio cisterciense femenino de clausura en el que actualmente residen 30 monjas y 3 novicias, en cuyo beneficio redunda el precio de las entradas.

Las entradas para visitar Las Huelgas oscilan entre los 6 y los 5 €, aunque hay colectivos que pueden beneficiarse de acceso gratuito según se explica en la web de Patrimonio Nacional, organismo encargado de las visitas guiadas a Las Huelgas.

Horarios de visita de Las Huelgas de Burgos: de martes a sábado: 10- 14 y 16- 18:30 h; domingos y festivos: 10:30- 15:00 h.

El Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos cierra todos los lunes del año excepto el del 14 de agosto.

Mapa del Monasterio de Santa María de Las Huelgas de Burgos

Los fundadores de Las Huelgas de Burgos eligieron una zona de recreo a las afueras de la ciudad de Burgos, que hoy queda a 15 ó 20 minutos a pie del centro histórico, un paseo que merece la pena si visitas Burgos sin demasiada prisa. El nombre de Las Huelgas proviene precisamente de esa idea de “holganza”, de diversión, que planeaba sobre la zona en la que fue erigido este importante monasterio de Burgos.

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar por la web consideramos que acepta nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies