Curiosidades de La Alhambra: los Reyes Católicos y las inscripciones árabes

5

Entre las curiosidades de La Alhambra destaca la de que los Reyes Católicos fueran quienes iniciaron el estudio de su corpus epigrágico, el conjunto de inscripciones árabes que adornan sus paredes.

Las paredes de La Alhambra son un libro arquitectónico. Y una bellísima campaña de marketing. Sus inscripciones árabes funcionaban con los muros de las principales redes sociales de la época. Y la del poeta Ibn Zamrak , autor de los veros en honor a Muhammed V que aparecen en la Fuente de los Leones, fue la de mayor esplendor.

Vistas de La Alhambra y de Granada desde los jardines de El GeneralifeInvocaciones a Alá, trascripción de versos del Corán o alabanzas a los sultanes que promovían las obras o lograban algún éxito. Entre las curiosidades de La Alhambra destaca la de que sus muros fueron las redes sociales del momento, tejidos los mensajes sobre la piedra, para embellecer pero también para lobrar un mensaje entre los contemporáneos y para la posteridad.

Poetas como Ibn Zamrak, Ibn Al- Yayyab o Ibn Al- Jatib componían y copiaban, siguiendo las directrices del ‘ministerio de información’ de turno, la Secretaría de Redacción de la corte nazarí. En las inscripciones árabes, auténtica curiosidad de La Alhambra, nada se dejaba al azar.

Los Reyes Católicos, pioneros en las inscripciones de La Alhambra

Pero otra de las curiosidades de La Alhambra es que fueron los Reyes Católicos quienes crearon la primera comisión de estudio de los epígrafes árabes: en 1501 se formó, a instancias del Cabildo
Municipal de Granada, la Escuela de Romanceadores del Cabildo, formada por 4 intérpretes y 12 pregoneros dedicados a estudiar las inscripciones.

Luego llegó el siglo XIX, con su pasión por lo exótico a cuestas, y Granada se llenó de viajeros y soñadores. Fue en 1859, cuando Emilio Lafuente Alcántara escribió ‘Inscripciones árabes de Granada’, todavía un referente para los especialistas en las inscripciones árabes de La Alhambra, en las que siguen avanzando estudiosos como Juan Castilla Brazales, quien ha concluido la catalogación de las 10.000 leyendas epigráficas de la ciudad nazarí.

Tres caligrafías para las inscripciones árabes de La Alhambra

Otra de las curiosidades de La alhambra es que para realizar las inscripciones de sus muros y techos se usaron hasta tres tipos de caligrafía distintos: la kúfica, la Nasji o Cursiva y la Mixta.

    1. La caligrafía Kúfica se llama así porque nació en Kufa, Irak, y está considerada una caligrafía sagrada. Es la más difícil de traducir por sus características gramaticales.
    2. La caligrafía Nasji o cursiva es tan común que también fue conocida como escritura de los copistas.
    3. La caligrafía mixta combinaba elementos de las dos anteriores y es, probablemente, la más común en el palacio nazarí.




Share.

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar por la web consideramos que acepta nuestra política de cookies