Samain de Galicia, tradiciones de Todos los Santos

0

La conmemoración de los Fieles Difuntos en España sigue estando muy presente en el imaginario colectivo del país y en las tradiciones regionales a pesar del auge de otras fiestas, como sucede con Halloween o con la más actual, y cada vez más popular, historia del Día de Muertos de México. Algunas celebraciones típicas, como el Samaín de Galicia, han resurgido con fuerza gracias al interés de asociaciones y ciudadanos. Estas tradiciones son un buen ejemplo de cómo las celebraciones de distintos lugares y diferentes épocas se influyen mutuamente y van moldeando las costumbres de todos los rincones del planeta. Porque el origen del Samaín de Galicia tiene raíces celtas y comparte algunos aspectos -desde recetas y símbolos hasta el significado de algunas leyendas gallegas de Samaín– con otros rituales, dentro y fuera de España. Es el caso, por ejemplo, del Magosto, que en Asturias se conoce como Amagüestu y que también se vive en Portugal o, más lejos, en Occitania. La tradición de comer castañas como parte de las ofrendas a los difuntos también es típica de Cataluña, donde se conoce como Castanyada; en el País Vasco se acompaña de caracoles y morokil y se llama Gaztainere. Algo parecido sucede con la Santa Compaña, dado que esa procesión de difuntos también se encuentra, aunque con variantes, en la Maragatería (donde se la llama La Huéspeda) o en Extremadura (La Estantigua). De hecho, aunque hay diferencias entre Halloween y Samaín, también hay bastantes similitudes, como el uso de calabazas en la decoración o el de las máscaras y los disfraces.

Origen del Samaín de Galicia

Antes de que hubiera un Día de los Difuntos en España, ya se honraba la memoria de los difuntos, con ritos que normalmente coincidían también con el fin de las cosechas y con el cambio de estación, entendiendo que la llegada del otoño y la reducción de horas de luz solar, así como el fin de la recogida de los frutos de la tierra eran símbolos o manifestaciones del ciclo de la vida, en el que también se insertaba la muerte de los seres humanos y del resto de animales. En ese contexto, el Samaín de Galicia, de orígenes celtas, era, y es, una festividad para honrar a los antepasados.

El origen del Samaín de Galicia es anterior a la celebración cristiana de Todos los Santos o Día de los Fieles Difuntos, cuyas raíces se pueden situar en la Gran Persecución de Diocleciano, a principios del siglo IV. Gregorio IV, en el siglo IX, consagró esta celebración como una especie de compensación por las posibles faltas a las fiestas de los Santos durante el resto del año.

Pero, como decíamos, el Samain de Galicia es anterior al Día de Todos los Santos, porque el origen del Samain de Galicia tiene raíces celtas. Además, cabe añadir que el Samain también se conoce como Samhain.

El auge del Samaín en Galicia ha coincidido con el de Halloween, otra conmemoración a los fieles difuntos, también de origen celta; de hecho, se puede considerar que la recuperación de muchas leyendas gallegas de Samaín, así como de muchas de sus costumbres es una respuesta a la moda de adoptar las tendencias estadounidenses.

Inicio

Cuándo se celebra el Samaín

El Samaín de Galicia se celebra en vísperas del día de Todos los Santos, es decir, en la tarde del 31 de octubre, aunque también es habitual encontrar manifestaciones de las leyendas del Samaín de Galicia en la tarde-noche del mismo día 1 de noviembre.

Inicio

Características del Samaín de Galicia

Al margen de analizar las diferencias entre Halloween y Samaín , cabe señalar algunas características propias de esta celebración del Día de Muertos. Por ejemplo, las calabazas son muy habituales, al igual que los disfraces y las máscaras cuyo significado es el que ha variado con el paso del tiempo. Otra de las características del Samaín de Galicia más populares es la de la leyenda de la Santa Compaña.

Muchas de estas características del Samaín de Galicia también aparecen en otras ofrendas por los difuntos dentro y fuera de España. La leyenda gallega de Samaín de la Santa Compaña también se puede encontrar en La Maragatería leonesa, como la Huéspeda; en Extremadura y en algunas zonas de Castilla se la llama La Estantigua y en Asturias, la Santa Compaña se conoce como La Güestia.

En cuanto a la gastronomía típica del Samaín de Galicia, cabe destacar la castaña asada, un producto de temporada en al región desde hace siglos, que protagoniza otra de las tradiciones del Samaín de Galicia, el Magosto.

Inicio

Leyendas gallegas de Samaín

Hay varias leyendas gallegas de Samaín y otras cuantas tradiciones que hacen de esta fiesta del Día de Muertos una de las celebraciones más particulares de España. Entre todas ellas, la más conocida e importante es, casi sin duda, la de la Santa Compaña, hasta el punto de que no saber qué es la Santa Compaña es como perderse la mitad de las tradiciones gallegas de Samaín.

La Santa Compaña de Galicia

Para entender qué es la Santa Compaña hay que considerar que la fiesta de Samaín conmemora la muerte como parte del ciclo de la vida, coincidiendo con el fin de las cosecha y el cambio de estación, dos manifestaciones de vida y de muerte, sobre todo en las comunidades agrícolas, desde hace siglos. Además, esta leyenda gallega de Samain explora la creencia de que, en las fechas del Día de Muertos, los vivos y los fallecidos pueden volver a encontrarse y/o comunicarse, una creencia también bastante generalizada en otras culturales, aunque sus manifestaciones son distintas en cada lugar, con características más o menos coincidentes según las zonas, como veremos más adelante.

En el caso de la Santa Compaña de Galicia, la leyenda habla de una comitiva de difuntos guiados por una persona que viva, que pueden ser vistas por unos pocos escogidos pero que deambulan anunciando la siguiente muerte, que será la de aquel vivo con quien primero se crucen, que pasará a ocupar el papel de guía de la procesión de almas difuntas: de ahí el pavor que la Santa Compaña siempre ha inspirado.

Es curioso que en esta leyenda gallega de Samaín los difuntos sean portadores de malos augurios, cuando en otras celebraciones del Día de Muertos su presencia es casi deseada, incluso festejada, puesto que el Más Allá no es sinónimo de malos espíritus o maldiciones.

Hay otras manifestaciones de la Santa Compaña de Galicia en Asturias, en Extremadura y en otras regiones del Norte y del Centro de Europa.

Inicio

Calabazas y calacús

Las calabazas de Samaín son más una tradición que una leyenda pero merecen ser mencionadas al hablar de esta forma de celebrar el Día de Muertos por varias razones. La primera es que manifiesta ese nexo común con otras ofrendas por los difuntos que el Samaín todavía conserva y que se basa, más que en las calabazas en sí, en el aprovechamiento de los productos de temporada de cada región. Así que no es de extrañar que allí donde se dejara sentir la influencia celta, esos frutos fueran también los mismos. Además, antes de usar calabazas en Samaín, se emplearon otros vegetales, como nabos, algo que sucedió también en Irlanda.

Las calabazas de Samaín en Galicia se conocen como “calacús“, una variante algo más grande de estas hortalizas que tenía la misma función: adornar las fiestas en conmemoración por los difuntos (además de aprovechar su carne y sus semillas, claro).

Las tradiciones del Samaín en Galicia incluyen los calacús, unas calabazas más grandes de lo habitual
Las tradiciones del Samaín en Galicia incluyen los calacús, unas calabazas más grandes de lo habitual

Actualmente, varias localidades gallegas, como Vigo, celebran la Noche de los Calacús (A Noite dos Calacús) con concursos de decoración de calabazas, música en directo y otras actividades, especialmente enfocadas a los niños y jóvenes.

Parece que la primera mención escrita de la palabra “calacús” de la que se tiene noticia es la del Catálogo de voces y frases gallegas de Fray Martín Sarmiento (siglo XVIII).

Inicio

Magosto

El Magosto es otra de las celebraciones más típicas del Samaín de Galicia. Su sentido está relacionado con la idea de la fecundidad, asociada a la cosecha, la riqueza de la tierra y el fuego como generadores de abundancia. Además, la tradición del Magosto genera otra tradición de Samaín en Galicia, presente también en otras regiones cercanas, como Asturias: la de cubrirse la cara con la ceniza de las hogueras en las que se preparan las castañas, quizá como una especie de máscara o disfraz barato y fácil de conseguir.

Igual que otras leyendas gallegas del Samaín, el Magosto también se celebra (con sus variantes) en otros lugares, como Asturias, donde se conoce como Amagüestu, o el País Vasco; allí se habla de Gaztainerre. En Portugal, el Magosto se dice Magusto.

Tradiciones de Samaín en Galicia: asar castañas

La castaña es la gran protagonista del Magosto en Galicia, porque, como la calabaza o calacús, era y es un producto de temporada muy abundante -antes más- y asequible. Además, según algunas fuentes, hay algunas leyendas gallegas de Samaín que se asocian las castaña con el alma de los difuntos y señalan que por cada una que se come, se libera un alma del Purgatorio. Quizá por eso, también es frecuente que se dejen unas cuantas castañas para las ánimas que podían regresar una vez terminado el Magosto. Las castañas del Magosto de Galicia se asan al fuego y se pueden acompañar de otros productos, como la carne de cerdo, que se sacrificaba para tener provisiones durante todo el invierno. En la versión vasca del Magosto gallego, además de las castañas, los productos más típicos son los caracoles y el morokil, una masa de harina de maíz. En Asturias, el Amagüestu se pasa mejor con unos culines de sidra dulce, propia de las primeras cosechas, casi sin fermentar.

Inicio

Viajesdeprimera.com se financia de muchas maneras para que podamos seguir desarrollando nuestra actividad periodística. Si pinchas en los enlaces de este artículo para reservar noches de hotel o comprar productos, nos ayudas a seguir trabajando y no te saldrán más caros. La selección de alojamientos y productos la hacemos de forma independiente y siempre pensando en que tengas una experiencia de calidad. Si quieres saber más, pincha en este enlace.