Dónde está el Jardín del Edén

2

Los armenios están muy orgullosos de sus tradiciones y muchas de ellas tienen que ver con la fé que profesan más del 90% de ellos: el Cristianismo, que aquí se oficializa a través de la Iglesia Gregoriana, así denominada en honor a Gregorio el Iluminador, uno de sus grandes predicadores, tras San Tadeo y San Bartolomé. A ellos se les atribuye la introducción del Cristianismo, al igual que la de la punta de lanza con la que el soldado romano atravesó el costado de Cristo en la Cruz. De hecho, Armenia se vanagloria de ser el primer país del mundo que abrazó oficialmente el Cristianismo en el año 301. La religión fue una de las razones, o de las excusas, por las que el Gobierno turco organizó las caravanas de la muerte de 1915, en lo que hoy se considera el primer genocidio europeo, Una de las leyendas de Armenia dice que el Arca de Noé encalló en el Monte Ararat que, aunque hoy se encuentra en territorio turco, se considera parte de Armenia y uno de sus símbolos más queridos. Otra de sus muchas y pintorescas tradiciones destaca la que sostiene que es en Armenia donde está el Jardín del Edén.

Al fondo, el perfil del escurridizo Monte Ararat, clave en la cultura armenia pero hoy en territorio turco.
El Instituto de Investigación de Manuscritos de Yerevan conserva varios dibujos que ilustran la idea de que el Jardín del Edén está en Armenia.
El Instituto de Investigación de Manuscritos de Yerevan conserva varios dibujos que ilustran la idea de que el Jardín del Edén está en Armenia.

La idea de que el Jardín del Edén está en Armenia puede estar respaldada por la abundancia de los frutos que nacen en sus valles, entre los que destacan los melocotones y las granadas -símbolo del Año Nuevo en Israel y de fertilidad en muchos lugares del mundo. Además, las referencias bíblicas a los ríos que regaban el Jardín del Edén encuentran, dicen los armenios, su paralelismo con los que han cruzado los territorios históricos de Armenia, mucho más amplios que los que hoy se incluyen en sus fronteras geográficas, dado que la República actual ha ido perdiendo tierras por los azares de la Historia, algo que ha contribuido a crear el carácter que define a Armenia la batalladora. Además, la idea de que aquí está el Jardín del Edén se refuerza con otra tradición que dice que Adán y Eva vivieron durante un tiempo en Armenia. Si visitas el Museo de Manuscritos de Matenadarán, uno de los centros con más fondos documentales del mundo, podrás admirar varias representaciones de ese Jardín del Edén en Armenia. Allí también podrás conocer que el alfabeto armenio tiene 39 letras y que fue inventado por Mesrop Mashtots, a quien se rinde homenaje con la escultura del exterior.

Ver mapa más grande

Viajesdeprimera.com se financia de muchas maneras para que podamos seguir desarrollando nuestra actividad periodística. Si pinchas en los enlaces de este artículo para reservar noches de hotel o comprar productos, nos ayudas a seguir trabajando y no te saldrán más caros. La selección de alojamientos y productos la hacemos de forma independiente y siempre pensando en que tengas una experiencia de calidad. Si quieres saber más, pincha en este enlace.