Rodajes de cine en Madrid: la Trilogía del Dólar en Hoyo de Manzanares

Hoyo de Manzanares, en Madrid, fue escenario de La trilogía del dólar y el primer poblado del Oeste que el cine tuvo en España.

La ruta de los westerns en Madrid pasa por los escenarios de la Trilogía del dólar de Clint Eastwood. Hoyo de Manzanares es una de las mejores excursiones cerca de Madrid.

Eduardo Manzanos Brochero fue un hombre con poca fortuna cinematográfica: guionista, director, productor… Pero ninguna de sus películas, dicen los entendidos, tuvo demasiado éxito o brillantez. Quizá no resaltara por nada especial pero fue el responsable del primer poblado del Oeste construido en España para grabar westerns. ¡Genial! ¿No? Corría el año 1956 cuando eligió Hoyo de Manzanares, en la Sierra de Guadarrama de Madrid, para los rodajes y lo “estrenó” con las visitas Cary Grant, Sofia Loren y el mismísimo Frank Sinatra.

Y no. La película de Grant, Loren y Sinatra no tenía nada que ver con el Salvaje Oeste si no con la invasión napoleónica de España. ‘Orgullo y Pasión’ se tituló ese primer rodaje en Madrid: una superproducción de la época que se rodó también en Ávila, Segovia, Cuenca o Galicia pero que no ha pasado, precisamente, al Olimpo del celuloide. Detrás de esa primera película rodada en Madrid, los escenarios de Hoyo de Manzanares recibieron hasta 50 westerns, entre espaguetadas, parodias y otros más conocidos gracias, sobre todo, a su protagonista, un tal Clint Eastwood. Y es que ‘Por un puñado de dólares’ (de la que sólo el 15% se rodó en Almería) y ‘La muerte tenía un precio’ pasaron, entre 1964 y 1965, por Hoyo de Manzanares y por otra localidad madrileña, Colmenar Viejo, donde sí han realizado algunas acciones de recuperación y promoción de su memoria cinematográfica.

Apenas quedan restos de los escenarios de cine de Golden City en Hoyo de Manzanares

Por un puñado de dólares fue la primera entrega de la Trilogía del dólar; La muerte tenía un precio y El feo, el bueno y el malo la siguieron.

El rescate de los escenarios de cine ha sido imposible en Hoyo porque Golden City, como se llamó la meca del cine que bien podría justificar una ruta de los westerns por esta localidad de la Sierra de Guadarrama, ha estado abandonada durante décadas. Hoy se sitúa dentro de los límites del Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares donde, explican desde el Ayuntamiento, “todas las actuaciones están condicionadas por los usos del parque y sólo hubiéramos podido colocar unos atriles con fotografías de lugares y espacios que ya no existen”. Cuando alguien intentó recuperar aquellos escenarios, estaban, dicen, en un estado tan ruinoso, que no  hubo más opción que demolerlos definitivamente.

Vecinos de Hoyo de Manzanares, extras de cine

Aunque la memoria oral también se irá perdiendo irremediablemente con el paso del tiempo, lo cierto es que los vecinos más longevos de Hoyo de Manzanares podrán recordar la participación del pueblo en el rodaje de varios películas. Fue el caso de ‘Tiempos de Chicago’, que se rodó en 1968, también en los escenarios de cine de Golden City, a las órdenes de Julio Diamante y en la que participaron varios vecinos.

Golden City, en Hoyo de Manzanares, Madrid, fue escenario de muchos momentos de La trilogía del dólar, todo un clásico del género western.

La ruta de los westerns en Hoyo de Manzanares 

Pese a esa dejadez administrativa, quien realice la ruta de los westerns podrá encontrar algunas huellas de aquellos escenarios de cine. La ruta se puede realizar a pie o en bicicleta y en primavera u otoño se convierte en un agradable paseo por la Sierra de Madrid, con vistas, además, al skyline de la capital de España. Eso sí, hay que ir ojo avizor porque, es verdad, donde antes hubo fachadas de granjas y casas, incluso un fuerte de troncos y una calle de Chicago, sólo queda  una pista asfaltada y un par de pilones en los que abrevaban los caballos: los restos mortales de Golden City, apenas perceptibles para quien no llegue avisado hasta este rincón de Hoyo de Manzanares, en la Sierra de Guadarrama de Madrid. Recuerdos evocadores para los amantes del western, del cine en general, y de los viajes. Hoy en día, los escenarios de cine de Hoyo de Manzanares salpican la zona conocida como Los Lanchares de Castilla y las antiguas canteras, un balcón natural sobre la ciudad de Madrid. Otra de las curiosidades que distinguen Hoyo de Manzanares es que allí se ubica el único cementerio hebreo de Madrid, auténtica curiosidad en cualquier guía de cementerios de Madrid.

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Artículo anterior

La Quinta de Melque: casa del terror en Toledo

Siguiente artículo
PARADOR-CORIAS-CANGAS-NARCEA-ASTURIAS-ESPAÑA-ESPANA

Cangas de Narcea, qué ver y qué hacer

Artículos relacionados